Isla, Ver.- Una camioneta particular se incrustó recientemente en la barda perimetral de la empresa Bodega Aurrerá.

Fue una camioneta de tres toneladas de color blanca con franjas azules, la que terminó impactada en dicho lugar, desconociendose el paradero de él o los tripulantes.

Hasta la calle Díaz Mirón casi esquina con la avenida Nicolás Bravo, a unos metros de la salida de la ciudad, llegó la Policía Municipal y tránsito del Estado a tomar conocimiento de los hechos.

La unidad fue enviada al corralón oficial donde permanecerá hasta que sea reclamada por el propietario.