*Ante la ola de violencia por la que atraviesa el país, pide a los padres de familia a mantener la unión familiar y estar más al pendiente de sus hijos
*Además, exhorta a las autoridades a ofrecer los espacios necesarios a los jóvenes para que tengan quehacer y no estén pensando en cosas negativas

Isla, Ver.– “Vemos con tristeza el problema de inseguridad que se vive en nuestro país, en donde lamentablemente hay mucha violencia y delincuencia, la cual, se ha venido generando a causa de un deterioro en los factores comunes de una parte de la sociedad”, así lo manifestó Héctor Javier Flores Flores, Párroco de la Iglesia de Nuestra Señora del Sagrado Corazón de este municipio.

Entrevistado en la Oficina de la Parroquia, el Padre Héctor dijo que aunque son muchos los factores, “el acceso de la tecnología en los niños y jóvenes, a través del teléfono celular, que aunque es un aparato muy bueno, pero desafortunadamente, al no ser supervisados cuando usan las redes sociales, puede ser perjudicial para ellos”, señaló.

Por tal motivo, exhortó a los papás a estar muy al pendiente de sus hijos y conozcan con quiénes se junta, “que sepan quiénes son sus amistades, qué es lo que ven en las redes sociales, qué es lo que regularmente frecuentan, para que se vayan desarrollando de una manera sana y positiva, y con esto, pienso que podemos ir deteniendo esta situación tan trágica que se está viviendo hoy en día”, aseguró.

Aunque reconoció que la iglesia como institución, representa una palabra de paz, solidaridad y de fraternidad, el Párroco Flores también afirmó que al ver este problema, es responsabilidad de las autoridades darle solución, “ellos tienen que estar al pendiente para atender las necesidades de una comunidad, y no me refiero solamente materialmente, sino en todos los aspectos: sociales, culturales, morales”, expuso.

Además, fue claro al señalar que “las autoridades están para servir, y como ellos, se supone que están rodeados de distintas instancias que deberían de promover todo esto para que la comunidad transcurra de manera tranquila, deben de darle los espacios a los muchachos para que tengan quehacer y no estén pensando en cosas negativas”.

Por eso, pidió a las autoridades municipales “que hagan frente a la comunidad que los eligió y que no desaprovechen esa oportunidad que les dio el pueblo, que se pongan a trabajar con honestidad y transparencia, para que hagan una recta distribución, que es lo que deseamos todos, porque amamos nuestra comunidad y queremos lo mejor”,

Finalmente, el Padre Héctor Javier Flores dijo que al igual que él, la sociedad desea que en un futuro, “en nuestro país, que es muy bonito y generoso, podamos vivir con mucha tranquilidad, en donde nuestros niños puedan crecer y desarrollarse en un ambiente de libertad y de juego, como en determinado momento lo vivimos muchos de nosotros, y juntos, unidos, lo podemos lograr”.